18
Nov

EL PRINCIPE FELIPE,LAS MADRES Y LOS TOCADOS

Blog

tocado


    Cuando era pequeña me fascinaban los cuentos

de hadas, me encantaba disfrazarme de bailarina ,

ponerme una corona de princesa y simular que vivía

en un reino (qué distinta la realidad, pero

la imaginación siempre ha sido gratis).Además mi

madre alimentaba la fantasía diciéndome que cuan-

do fuera mayor me casaría con el Principe Felipe.

Ahí empezó mi amor por los tocados,desde los siete

años siempre tenia que llevar algo en la

cabeza,ya fuera una flor,un bolígrafo,una diadema

una traba,un gorro de ducha…Se me metió en la ca-

beza que cuando vinieran los pajes reales a bus-

carme para llevarme ante el príncipe tendría que

distinguirme de las demás por algo(mi madre no me

dejaba ir al colegio con corona).Desde entonces

siempre me ha gustado llevar para ocasiones espe-

ciales tocados,te culminan el look con un toque

espectacular y chic.Además hacen que parezcas una

princesa aunque no lo seas.A los trece años aban-

doné la idea de casarme con un príncipe,pero la

fascinación por los tocados sigue ahí,en la foto

aparezco con uno verde,ideal para recibir amigos

en casa para una fiesta.Este es de Azu Vilas.Y el

blanco es el de mi boda, de Sagri Villalba ,no

tengo palabras…Fue un dia tan féliz!


   Ah! Si que encontré,pasados los años, a mi

Príncipe,es el principe de los pasteles,se llama

Ludovic y es mi marido.


    Hay que perderle el respeto a los tocados

alegran cualquier look y qué más dá si al pasar

por la calle nos dicen que estamos chaladas,lo

contrario es lo aburrido,y qué no se diga qué las

chicas de mi generación somos aburridas.Aquí a lo

Mazinger Z,ante las críticas:puños fuera!,pero

virtuales,no se trata de ir dando puñetazos  a

diestro y siniestro. Mirar los tocados de Philip

Treacy,espectaculares, o los de Candela Cort,más

ponibles para el dia a dia.



Share